No.11 / Pag,11

From Ashes to NewThe Future

“Day One is over, the future’s approaching, the embers are glowing, we’re spreading the ash.”

Artículo por: A9X

click en la imagen para descargar en HD

Se siente como cuando ‘‘los polluelos abandonan el nido’’ el que una banda que hace cuestión de meses (No.4, Mayo 2017) les presentábamos como que podría ser una de las bandas que se lograría colar en el gusto de los escuchas de la música que gusta acá en G, y ahora les tengamos con un segundo disco que en palabras de ellos mismos ‘‘definirá su futuro’’.

Saben que las reseñas acá de G intentan hacerse en un enfoque distinto respecto a lo que normalmente se ofrece en otros sitios. Primero exponiendo el contexto donde se construyó el CD, repasando un poco de la historia de la banda, luego pasamos a analizar el álbum sin centrarnos en piezas individuales tratándolas como parte de una obra general y siempre evitando ofrecer la típica puntuación de otros sitios, sino que resaltando –a nuestro criterio- lo que se subjetivamente se hallará. Pero para esta ocasión, teniendo en cuenta el habitual seguimiento que le hacemos a este conjunto, más las características del álbum en sí, preferimos dilatar un poco nuestro principio. Ello quiere decir que aquí verás un resumen histórico más limitado y un análisis más centrado track-by-track.

Luego de leído este intro, comencemos el acercamiento a la nueva entrega que ocupa la carátula de este número 11.

Pd.: Que por cierto, seguro te quedaste esperándola desde mayo; finalmente acá la tienes… Por cierto, seguro que también te quedaste esperando mis clásicas Pd. Sí, yo también las extrañaba; finalmente acá la tienes… –Deja-vú

 

Antecedentes:

click en la imagen para descargar en HD

From Ashes to New escaló desde su formación en 2013 rápidamente en la popularidad del naciente movimiento Nu-Metalcore. Tras una serie de exitosos demos/ep, su primer larga duración Day One de 2016 consiguió muy buen recibimiento junto a varios de sus singles. La prensa y el público en general siempre valoró que de todos los exponentes de la corriente Nu-Metalera, FATN eran los que más cerca se mostraban del legado y trayectoria inicial de los icónicos Linkin Park. Con semejanzas en la dualidad de voces entre el MC/rapero Matt Brandyberry y el melódico/gutural Chris Musser, más estructuras y arreglos que hacían pensar en una versión actualizada de la mencionada banda de Santa Mónica, aun así con el potencial de realizar algo más fresco en sus posibles nuevas entregas.

Los cambios en la alineación han sido constantes, hasta la fecha se componen por el MC Matt Brandyberry (único fundador actualmente), el guitarrista Lance Dowdle (que se desdobla en calidad de multi-instrumentista y voz de apoyo), el baterista Mat Madiro (quién proviene de gravar Silence in The Snow con Trivium), más el recién llegado vocalista Danny Case que le toca llenar el hueco dejado por Chris Musser. Con este ensamble lanzaron en el recién mes de Junio, The Future, más debajo reseñado:

 

Reseña:

click en la imagen para descargar en HD

Abriendo con “Wake Up” un poderosos inicio con unos movidos riff dignos de comparar con lo mejor de Alternative Metal, será la antesala a lo que está por venir. En calidad de primer single, “Crazy” (disponible a descargar al pie de esta página/artículo) se sobrentiende porqué se mueve entre lo más accesible, construido para colarse como hit radial y será del disfrute inmediato de todos aquellos nostálgicos de la década pasada gracias a su esencia. Los más apegados al rap, se sentirán satisfechos con “My Name”, un muy buen híbrido del clásico tempo hip-hop con una muy consistente base netamente metalera, con atisbos al legado dejado por Papa Roach, tanto musical como líricamente. Un poco más adelante va a llegar “Gone Forever”, cuál se empareja claramente con la anterior, pero menos centrada en aquellos aspectos más ‘‘moñeros’’, más recomendable para fans de Linkin Park que los de Limp Bizkit. Quedando constituido un trio con la pista que da nombre a todo el material, “The Future” sí que se va al lado más rapero de sus raíces, con un fuerte ambiente que promete para ser un himno. “Broken” y “Forgotten tienen que ponerse una al lado de la otra, pues son las que rescatan ese sonido con que nacieron, incluido todos esos detallitos electrónicos que tanto gustaron de sus demos iniciales, haciendo contraste de un sonido casi festivo con letras de tono bastante serio. On My Own” podría considerarse la conclusión de lo planteado en “Let Go”, un duo de composiciones bastante diferentes en cuanto estilo, pero que a medida que progresa acaba desembocando en la otra, cosa que se plantea mejor al entender sus letras.

En aspectos generales: Quizás no sea la manera más adecuada de describirlo, pero podría decirse que se aprecia una maduración respecto a lo que solían entregar, o cuando menos un cambio. Pues a pesar que sigue teniendo muchos lazos que lo unen con su pasado discográfico, se aprecia un interés por presentar ‘‘algo nuevo’’; y deja la impresión que solo son coqueteos con una idea que se planteará más adelante, cómo preparando terreno para lo que está por venir. Líricamente, podremos concluir que la banda tuvo en mente un público al que dirige su material. Todo lo dicho en sus distintos cortes se encuadra perfectamente con aquellos temas que tanto imperaron en el rock/metal comercial de principios de los 2000’s y que de cierta manera aún prevalecen en cancioneros de los escuchas más jóvenes. Reviviendo aquel contraste entre una música muy enérgica y letras que cubren la problemática personalidad adolescente; si sabes de lo que hablo, tú mismo podrás decir si esto es para tí, o no.

click en la imagen para descargar en HD

En términos individuales. Primero hay que decir que la inclusión de Danny Case resulta positiva, con diferenciaciones bastante positivas respecto a quién le antecede, y que sabe dar muestras de su potencial en las rolas que le toca asumir rol protagónico. Matt Brandyberry (en calidad de líder), quizás sea el mayor punto de comparación con los Linkin Park (y su homólogo, Mike Shinoda). Como mc/rapero le interesa siempre dejar plasmado un estilo deternidado flow con su sello, por lo que siempre defenderá su estilo. Pero al igual que hace aquel otro, recurre a cierta estrategia para evitar la monotonía en el tracklist: mermar o acrecentar su rol en las distintas pistas, sin temor de llegar a estar casi imperceptible en determinadas piezas, con tal de aportar la diversidad por la que apuestan en esta nueva entrega.

En una opinión personal, ahora sí que mis impresiones iniciales acerca de FATN se confirman y les declaro ‘‘el nuevo LP’’, en el mejor y no tan buen sentido. Sobre todo porque si fuese a comparar The Future con cualquier otro lanzamiento, sin duda diría que es un sucesor espiritual de Meteora (2003, Linkin Park) con muy pequeño momentos a lo Minutes to Midnight (2007, de la misma banda). Por qué lo digo? Digamos que cuando nos dan canciones más cerca de lo que solían ofrecer, se siente de una forma distinta aunque sin lograr desprenderse (del todo) de aquella forma que solían ser. Intención de defender su identidad pero dándole nuevo sabor, quizás como pequeñas vistas ‘‘a lo que está por venir’’. El enfoque ahora es entregar algo distinto, diverso, que cada canción sea un mundo separado en sí mismo, una experiencia individual, sin perseguir la necesidad que todas estén conectadas por una determinada conceptualización en cuanto a sonoridad refiere. Y ello me da a pensar que quizás estén experimentando, que cada pieza puede ser un prototipo de las distintas versiones que podría llegar a ser el verdadero Futuro de FATN.

Conclusión: Es todo aquello expuesto, algo malo o bueno? Lo único concluyente es que estoy seguro merece ser escuchado en su totalidad, cada rola va a tener un sabor distinto, y el resultado final estará sujeto a la percepción de quien lo deguste. Cada pieza tiene distintos niveles, con distintos resultados, pero exponiendo una diversidad y al mismo tiempo al formar parte de un todo, tendrás que verlo por ti mismo (o mejor dicho, escucharlo). No sé si sea lamentable todos los puntos que comparte en cuanto a intenciones (no que sea una copia al calco) con respecto a trabajos que ya vieron la luz hace diez años, pues parece que su estrategia se basa en tratar de llenar determinado hueco, y eso tal vez podría ser un error. Sin embargo, puesto en su contexto, digo que The Future es una obra muy adecuada, que merece una escuchada, y dos también. Cada cual seleccionará su favorita, pero hay para todos los gustos. Y nunca mejor escogido un título, este material define lo que está por venir en su carrera.

click en la imagen para descargar en HD

Ahora se plantea una interrogante, irán a repetir el camino de quienes les influenciaron!? Esta parece ser una calle con diversos caminos. Seguir el destino de sus ídolos, cambiar radicalmente, no tendría por qué ser malo en sí mismo, quizás sí. Buscar una identidad propia, alejado de todo esto, cosa que sería un cambio igualmente, pero de forma más natural. O podrían mantenerse en la línea de lo que se les ha visto hasta ahora (pero de todas las opciones, esta es la única que dudo a largo plazo llegue a mantenerse, aun así no la descarto).

 

————————–

Por ahora acá queda planteado el futuro de este joven cuarteto de Lancaster. Con un álbum bastante disfrutable, indudablemente la antesala a lo que esté por venir. Disco recomendable y digno para captar la atención de escuchas no tan adentrados en estilos más ‘‘complejos’’ y también para aquellos que extrañan ciertas glorias de un pasado reciente que está justo ahora en peligro de extinción. FATN con su segundo redondo cumple muy bien ese necesario rol.

Ponemos a disposición su primer single oficial, Crazy, solo una muestra de la amplia diversidad de esta obra (los que conocieron sus inicios entenderán bien por qué lo digo), más la invitación para que consigan el material completo

 

Artículo por: A9X

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.